domingo, 29 de marzo de 2009

Nostalgia

8 comentarios:

Pascal Thunder dijo...

Cual campaña estúpida. ¿ Y la libertad de elección, dónde se la pone la iglesia?
Bravo Benito, estás siempre en primera línea.

LA NIÑA DE LOS MURALES dijo...

¡Anda ya hombre que ahora nos quieren entretener con esto y desviar nuestra atención !
Que se dediquen a solucionar lo que tiene que solucionmar, que no me voy a poner a enumerar. Que moralina, hijo, se me traen ahora, fité tú, los menos indicados.

Capitain Poon dijo...

Yo, por desgracia, nunca fuí a un colegio de curas. Y digo por desgrácia, porque se ve que allí el sexo era algo habitual, y yo hasta los 16 no caté.
Fué en un colegio de monjas, que tampoco estaba mal.
Un abrazo.

Crunch dijo...

Ayer me pasé por la mani pro-vida. Impresionante.
colgaré alguna de las fotos que hice, que no tienen desperdicio.

César Alcapone dijo...

El cura este mira con buenos ojos al niño... con ganas de hacerle monaguillo, tal vez.

Mr.Mosstrem dijo...

En parte algo de razón tienen. Cualquier gobierno que se precie tiene el deber de gobernar para todos. A la iglesia se la ha marginado completamente, un colectivo histórica y socio-culturalmente tan importante en nuestro país como el católico debería de haber aportado su granito de arena en la redacción de la ley. Qué le costaba al gobierno añadir un supuesto en la nueva ley de plazos por el que aquellos católicos que tuvieran conocimiento, practicasen o consintiesen un aborto voluntario fueran condenados, por lo menos, a una lapidación pública?
Abrazosssss.

61 y 49 dijo...

Este es un gran país
(lo dice la wikipedia), en el que cualquier persona que se ponga un chaleco amarillo o una gorra se siente capaz de ordenar a las tropas alemanas en el frente ruso (por emplear un ejemplo al uso), no digamos si esa prenda es sustituida por un alzacuellos. Yo no les culpo, me parece un comportamiento de lo más normal.

Felicitación número 123 Mr Mosstrem.

Mr.Mosstrem dijo...

No dudo que España sea un gran país, tengo más fe en la wikipedia que en dios, pero lo que si creo es que a la iglesia se le está quedando grande, hace ya tiempo que vive resistiendose a caer, entre cacerolas y pancartas, abarcando mucho y apretando poco.
Gracias por la 123, pero no merezco ni 92.
Un abrazo.